domingo, abril 16, 2006

Temas en el tintero

Confieso que me he dejado llevar por los avatares de mi nueva situación de mujer que trabaja-fuera-de-casa y he perdido el espíritu escritural que me ha acompañado siempre y que motivó un día de octubre abrir este blog. Este abandono involuntario deja en el tintero varias cosas de las que quise hablar en su día. Os hago un resumen:

1. Las manifestaciones de los jóvenes parisinos que hicieron posible la vuelta atrás de una ley que echaba por tierra todos los logros alcanzados en materia laboral y social y que pretendía ante todo castigar a los jóvenes...


2. Las manifestaciones de los "inmigrantes" latinos en Estados Unidos para protestar por un proyecto de ley de inmigración discriminatoria, que vulnera los derechos humanos fundamentales. Estas manifestaciones hicieron posible la visibilización de un grupo humano que sólo aparecía en las estadísticas. (Veáse el interesante artículo de Andrés Oppenheimer que reproduce mi amiga Gabriela de la Peña en su estupendo blog).


3. La conmemoración de la Segunda República Española, el régimen político por el que se rigió España en el período que abarca desde el 14 de abril de 1931, fecha de proclamación de la misma y de la salida del Rey Alfonso XIII de España, y el 1 de abril de 1939, fecha de la victoria definitiva del bando autoproclamado nacional (es decir, el de los alzados contra la República el día 18 de julio de 1936, llamados así en oposición a los leales a ella, a los que se conocía como republicanos). ¿Cúando vendrá la Tercera República?


4. La celebración de la Semana Santa en la ciudad de L'Hospitalet, específicamente en el barrio Pubilla Casas, de claro acento laico y andaluz que se constituye en una de las principales de Catalunya.

5. Y sobre la Semana Santa también quería recordar aquellas historias y leyendas que escuchaba de niña y que hablaban de prohibiciones:
- Prohibido bañarse el jueves y viernes santo en el río so pena de convertirse en pez o algo parecido
- Prohibido comer carne
- Prohibido tener relaciones sexuales so pena de quedarse enganchado para siempre, como los perros
-Prohibido decir palabrotas
-Prohibido tener pensamientos pecaminosos
-Prohibido andar en las madrugadas del Jueves y Viernes Santo (qué curioso: esos días trabajé y cuando iba para casa a las 2 y media de la madrugada se me vinieron a la mente aquellas historias tétricas de prohibiciones pero no me dio miedo, sólo sonreí con nostalgia).

A ver si me pongo al día con la escritura y retomo el ánima que me motivó crear este blog.

Foto: estamos en primavera y tengo licencia para rendirle un homenaje siempre y qué mejor que hacerlo con este árbol florecido que encontré en el Parc de Les Planes.

Martha Cecilia Cedeño Pérez
Publicar un comentario