domingo, julio 24, 2011

Amy Winehouse

Otro talento apagado a destiempo. La portentosa voz de Amy Winehouse se rompe a los 27 años.  Las drogas, el alcohol y el exceso en todos los aspectos vitales, acabaron pronto con su profunda y espléndida voz. Una voz de negra. Como la de las divas del soul más señaladas.
Acaso el peso ensordecedor de una fama que llegó demasiado rápido,  el deseo de beberse el mundo sin límites y  la imposibilidad de encajar en un ambiente duro y sórdido, hizo difícil  la vida de esta joven londinense de origen humilde. Sea como fuere ahora sólo queda su música, sus estupendas canciones. Ésta es una de las que más me gustan:

Publicar un comentario