sábado, marzo 19, 2011

Luna llena

Dicen que desde 1993 la luna no estaba tan cerca de la tierra como esta noche. También dicen que deberá pasar otros  20 años para volver a verla así de  próxima, cálida y  luminosa. Por eso no quise perderme el espectáculo de su presencia y desde las siete de la tarde subí con mi hija al terrado del edificio donde vivo para poder apreciarla con tranquilidad.
Y allí estaba ella, más espléndida que nunca, asomándose entre los edificios primero con timidez y después con una altivez propia de su condición de soberana que se sabe única e imprescindible.  Y nosotras aprovechamos para  fotografiarla y para mirar un poco sus intimidades a través de un telescopio elemental con el que siempre la hemos auscultado cuando se le da por esconderse un momento para ser corona y sombra a la vez. 
Así que mientras pasan otros 20 años (no quiero pensar cuánto junios tendré entonces) disfruto de estas imágenes de una luna llena más cercana que nunca.




Fotos: Luna del Mar y Marthacé
Publicar un comentario